El Ministerio de Fomento sacará a concurso en el próximo mes de junio los dos primeros contratos del Plan Extraordinario de Carreteras que están financiados con capital privado y cuentan con una inversión de 931 millones de euros.

Los proyectos a realizar son el contrato de construcción, explotación y mantenimiento del Eje Norte-Sur de Murcia, de 32,8 kilómetros de longitud y estimado en 305 millones de euros, y el tramo de la Autovía del Mediterráneo entre Alhama (Murcia) y Crevillente (Alicante) , de 72,8 kilómetros y presupuestado en 626 millones.Ambos serán los primeros de concesión, es decir, que se abordarán junto con el capital privado y que salen a concurso en España desde antes del inicio de la crisis económica.
El ministro de Fomento, Iñigo de la Serna, indicó que el Ministerio “actualmente concluye la tramitación de los pliegos” con el fin de lanzar ambos contratos en la primera mitad de junio”. Además,  están programados otros proyectos del Plan de Carreteras valorados en más de 2000  millones de euros, como la construcción de 71,4 nuevos kilómetros en el corredor de la A-73 entre Burgos y Aguilar de Campoo,  la prolongación de la A-7 en Castellón, la ampliación de la A-52 entre Vigo y O Porriño y la autovía A-32 entre Jaén y Albacete.
El Plan se costeará mediante el  sistema de pago por disponibilidad. A tenor de este modelo, las empresas constructoras que se adjudican las obras adelantan los recursos necesarios para su construcción, que posteriormente embolsarán cobrando un canon anual de la Administración Pública durante el periodo de explotación de la vía.